Francisco estuvo en Colombia 99 horas

Autor: Andrea Arboleda Yarce
10 septiembre de 2017 - 10:02 PM

A continuación presentamos algunas cifras relevantes de cuatro días en los que el papa le habló a los colombianos, manifestó su deseo de unidad en todo el territorio y los ciudadanos respondieron con una calurosa acogida desde el momento de su llegada.

Medellín

Durante cinco días el papa Francisco recorrió cuatro ciudades en Colombia y se dirigió con palabras claras y contundentes a todo el pueblo. Desde su llegada a territorio colombiano, la alegría y la esperanza se podía sentir en cada lugar que esperaba su presencia y toda la organización que se necesitó para que esta visita papal fuera posible, demostró el inmenso trabajo de todos los encargados para que todo saliera de la mejor manera en un evento sin precedentes en la historia de Colombia. Aunque al país ya lo hubieran visitado otros dos papas, las condiciones en este momento lo hicieron totalmente diferente.

Organización
La logística de esta visita tuvo un costo de US$9,3 millones que dispuso el Estado, de los cuales US$2 millones se le otorgaron tanto a Medellín como a Bogotá y US$1,6 millones para Villavicencio y Cartagena. A este presupuesto se le sumaron los aportes del Vaticano y otras donaciones. 

Para garantizar la seguridad durante toda la visita del sucesor de Pedro al país, el Gobierno Nacional puso a disposición 36.000 agentes de la fuerza pública, además 19.660 voluntarios, según información de la Vicepresidencia, que fue la entidad encargada de la organización de la visita pastoral.

En cada una de las ciudades que visitó, el papa tuvo una sorprendente acogida en cada una de las actividades que estaban programadas dentro de la agenda que se tenía prevista desde meses antes de su llegada. 

En las cuatro misas campales, asistieron más de cuatro millones de personas y  se tenían cinco millones de hostias consagradas. Además, miles de personas más se aglomeraron en las calles atentas a los recorridos del papamóvil. 

Lea también: “Ustedes me han hecho mucho bien”

Entre tanto, el buen comportamiento, la esperanza, la paciencia y la fraternidad, así como el mensaje del Santo Padre, sobresalieron en cada momento.
Económicamente, las urbes a las que papa latinoamericano honró con su presencia, estimaron sus ganancias, según la Vicepresidencia, en US$94,4 millones. Bogotá por ejemplo, habló de esperar  US$57,9 millones, Medellín US$22,8 millones, Villavicencio US$8,8 millones y Cartagena US$5,2 millones.

Francisco y su comitiva, compuesta por cerca de 120 personas, entre ellos 72 periodistas, llegaron desde  Europa para todos los recorridos del pontífice. 
Para los cinco días de agenda, llegaron al país, según estimaciones de la Asociación Colombiana de Agencias de Viajes y Turismo (Anato), cerca de 1,5 millones de turistas de los cuáles 14.000 fueron extranjeros. 

Por la visita del papa, en homenaje a Francisco, se emirieron 38.000 estampillas que tienen un valor entre US$1,7 y US$3,4 que circulan en los 192 países miembros de la Unión Pastoral Universal. 

Sin embargo, más allá de las cifras y de los datos, el mensaje que dejó el papa a los colombianos, fue siempre claro: unidad, fraternidad, sanar las heridas, mantener viva la esperanza, reconocer al prójimo y aprender a perdonar.

Más cifras

  • 36.000 militares y policías estuvieron a cargo de la seguridad del papa durante su visita a Colombia.
  • 19.660 voluntarios, 561 bomberos, 7.880 socorristas y 9.740 miembros del personal de logística, estuvieron en la visita al país.
  • 3.235 periodistas se acreditaron para cubrir esta visita papal.
  • 135 kilómetros recorrió por vía terrestre el papa en Colombia.
  • Dos sacerdotes fueron declarados beatos en su visita a Villavicencio.
  • 1.300.000 personas asistieron a la misa campal en Bogotá. 
  • 650.000 personas asistieron a la misa campal en Villavicencio.
  • 400.000 asistentes estuvieron presentes en la misa campal en Contecar, Cartagena.
  • 1.296.000 asistentes tuvo la misa campal en el Olaya Herrera en Medellín.

Compartir Imprimir

Comentarios:


Destacados

Carlos Vives
Columnistas /

Para adelante y para atrás

El Mundo inaugura
Columnistas /

EL MUNDO fue la casa de la cultura de Medellín

Mabel Torres
Columnistas /

Firmas y responsabilidad

Guillermo Gaviria Echeverri
Columnistas /

La desaparición de EL MUNDO

Fundamundo
Columnistas /

Mi último “Vestigium”

Artículos relacionados

Papa francisco en Cartagena
Religión

Francisco vio de cerca la pobreza de la turística Cartagena de Indias

El barrio San Francisco de Asís estuvo de fiesta por la presencia del papa que lleva el mismo nombre de su comunidad, donde permaneció por espacio de media hora para...
La lluvia no aguó la ansiedad de quienes esperaban a Francisco
Religión

La lluvia no aguó la ansiedad  de quienes esperaban a Francisco

Aunque la espera se alargó, el clima no detuvo la emoción y la esperanza de los asistentes a la misa papal en el Olaya Herrera que anhelaban ver su Santidad Francisco.
papa Francisco
Religión

Papa dice que recibió lección de teología por parte de víctimas

Este viernes en Villavicencio el sumo pontífice escuchó los relatos de las víctimas del conflicto armado colombianos.

Lo más leído

1
Columnistas /

¿Dulcecito o dulcesito?

El elemento que agregamos al final de una palabra para cambiar su sentido se llama sufijo… Este sufijo...
2
Columnistas /

Cinco cosas a favor y cinco en contra sobre el comunismo extinto

Los comunistas son tan enfáticos en su convicción que con la mayoría resulta imposible hacer un diálogo
3
Columnistas /

¿Glorieta, rompoi o romboi?

@ortografiajuanv explica las interrelaciones de culturas y la formación de nuevas palabras
4
Columnistas /

La carne desmechada o la carne mechada

El verbo mechar significa “deshilachar la carne en tiras”, coger la carne y hacer “mechas”,...
5
Cazamentiras /

Nicolás Maduro, ¿colombiano?

Recientemente, usuarios en las redes sociales reavivaron la polémica en torno a la nacionalidad del...
6
Columnistas /

La redacción correcta en el ámbito educativo

El vocablo bachillerato, en minúscula, alude de un modo genérico, a la enseñanza secundaria; si hay dos...