Seis peces gordos quieren ir a Caracas

Autor: Eduardo Mackenzie
17 julio de 2019 - 09:03 PM

Desde la primera reunión internacional de ese aparato, las atrocidades cometidas por las Farc y el Eln, sus matanzas, secuestros, asaltos, desplazamientos de población, tráficos de droga, fueron aprobados por el Foro de Sao Paulo.

París

Las Farc intentan levantar una cortina de humo respecto de un viaje que sus jefes pretenden realizar a Venezuela. Seis peces gordos de las Farc han pedido a la JEP que les ayude de nuevo a salir del país con el pretexto de que han sido invitados a una angelical reunión que tendrá lugar bajo los auspicios del dictador Nicolas Maduro.

Como ni Iván Duque, ni su ministro Holmes Trujillo están en buenos términos con el sátrapa de Caracas, y piden todos los días que Maduro sea capturado por sus crímenes y juzgado por la Corte Penal Internacional, nadie entiende cómo los pseudo “parlamentarios” de las Farc, reconocidos por el gobierno de Iván Duque, podrían ir tranquilamente a Caracas para ayudarle a Maduro a mostrarse como un banal jefe de Estado que disfruta de gran respaldo internacional. Hay en todo eso como una contradicción invencible.

Lea también: Veinte puntos a tener en cuenta ante los eventuales pactos Santos-Farc

Por fortuna hay en Colombia una revista como Semana. En su último número esa gaceta acepta hacer el papel de relacionista público. Mediante una conversación con Rodrigo Granda, a quien presenta como “el vocero de relaciones internacionales del partido Farc”, la revista de Felipe López disimula las verdaderas intenciones de ese viaje y presenta al Foro de Sao Paulo bajo los mejores auspicios. La técnica es conocida: Granda recita cualquier cosa sobre esos temas y el entrevistador se limita a tragar entero.

Quien lee ese texto queda convencido: el congreso del Foro de Sao Paulo, del 25 al 28 de julio próximo, será una reunión de gente muy bien intencionada. Granda insiste que será un congreso común y corriente, “abierto al público” y al que, obviamente, “puede ir la prensa”. En realidad, lo de Caracas será una reunión a puerta cerrada (con simulacros de sesiones abiertas a la prensa) donde se tomarán decisiones, en comités restringidos, para intensificar el proceso subversivo en el continente y en dos o tres países europeos.

El Foro de Sao Paulo fue uno de los organismos claves de la subversión castrista en el continente tras el derrumbe de la URSS. El FSP le prestó ayuda invaluable a Hugo Chávez para montar su dictadura. El Foro de Sao Paulo sigue jugando un papel central en la operación destinada a lavarle la cara a Maduro y a la sangrienta destrucción de Venezuela. Todos los partidos comunistas del continente trabajan en eso y están allí, en el FSP, desde el comienzo, bajo la batuta del PC cubano. Las bandas armadas del continente, sobre todo las de Colombia, también están allí desde el comienzo. Y sus voceros no asisten a esos “congresos” para mirarse las caras y oír sus aburridores discursos: están para recibir instrucciones, coordinar políticas, organizar operaciones abiertas y encubiertas, transferir dineros, etc.

El Foro de Sao Paulo es cómplice de lo que hicieron las Farc y el Eln desde 1990. Rodrigo Granda le dijo a Semana una verdad: que las Farc participaron en el Foro de Sao Paulo “como movimiento guerrillero”. Eso quiere decir que, desde la primera reunión internacional de ese aparato, las atrocidades cometidas por las Farc y el Eln, sus matanzas, secuestros, asaltos, desplazamientos de población, tráficos de droga, fueron aprobados por el Foro de Sao Paulo. Nunca ese organismo rechazó ni criticó las acciones criminales de las bandas narcoterroristas, ni objetó los crímenes que los otros escuadrones armados comunistas ejecutaban en el continente.

Esos son los antecedentes del organismo que anuncia una nueva reunión internacional a la que quieren ir los jefes del llamado “partido Farc” con la bendición de la JEP y la venia tácita y avergonzada del gobierno Duque y de algunos miembros del santismo en el Senado y en la Cámara de Representantes de Colombia. El país no sabe a ciencia cierta quienes irán a la reunión de Caracas, pues hay personas que Granda mencionó solo de manera genérica: “Vamos una delegación combinada de representantes de pueblos étnicos, de comunicaciones, el parlamento colombiano y la Comisión de Seguimiento, Impulso y Verificación a la Implementación”. Es decir que fuera de Rodrigo Granda, Carlos Antonio Losada, Marcos Calarcá, Israel Zúñiga, Benkos Biohó y Manuel Bolívar, hay otros, incluyendo unos periodistas escogidos a dedo.

Granda intenta mostrar al FSP como una entidad trivial que sigue los pasos de la Internacional Socialista, de la Internacional Liberal o de la Unión Internacional Demócrata. Afirma que el Foro de Sao Pablo “nace como un movimiento amplio donde participan fuerzas revolucionarias, socialdemócratas y sectores independientes del continente”. Mentira. El FSP nunca fue “amplio” ni hubo en él “fuerzas independientes”. Desde su nacimiento todos sus integrantes fueron escogidos por Fidel y Raúl Castro personalmente. Nadie que no estuviera alineado a Cuba y que contara con el respaldo personal de Ignacio Lula da Silva, podía asistir a esas reuniones. A éstas iban delegados no solo de los PC legales. Iban otros que no podían aparecer en la foto, como los jefes de organizaciones armadas, como las Farc y el Eln de Colombia, y de las cuatro guerrillas guatemaltecas, unidas en 1982 en un solo organismo, la Unión Revolucionaria Nacional Guatemalteca, la cual depuso las armas en 1996. Algunos de los capos de la URNG estuvieron vinculados a los secuestros y asesinatos del embajador estadounidense John Gordon Mein, y del embajador alemán Karl von Spreti.

“Imagínese cómo sería que nos vieran allá con alguien más que no sea de la línea de nuestro partido”, lanza Granda de manera hipócrita. Niega que Iván Márquez y Santrich estén en Venezuela y que puedan asomar siquiera sus narices a la reunión de Caracas. Permítannos dudar al respecto. Si esos dos prófugos están en Venezuela, la capilla del Foro de Sao Paulo los llamará a dar informes, junto con sus comparsas del Eln y de las pretendidas “disidencias de las Farc”. El Foro de Sao Paulo está hecho para eso. Para que ese distinguido personal participe y decida, discretamente, o como dice Granda, “teniendo cuidado”.

Lo invitamos a leer: Santos y su encrucijada ante Caracas

Granda está seguro de que la JEP les concederá el permiso para ir a la reunión conspirativa. La JEP, al fin y al cabo, “es un órgano autónomo e independiente”, según Granda. Es decir, es una rueda suelta que no le rinde cuentas a nadie, que escapa a la justicia y a todo organismo de control. ¿Por qué privarlos entonces de ese paseo? Además, ellos revelarán todo lo que hicieron allá, promete Granda. El hombre dice: “tenemos una versión colectiva” y eso es lo que dirán en agosto. Pero eso de “versión colectiva”, suena a cuento chino preparado de antemano. Entre “versión colectiva” y verdad a secas hay como una diferencia. Rodrigo Granda, definitivamente, es un buen propagandista.

 

 

Compartir Imprimir

Comentarios:

Edgar
Edgar
2019-07-19 21:26:28
Ese FSP más parece un circo,con payasos exclusivos.

Destacados

ciclismo femenino
Ciclismo /

El ciclismo femenino sigue evolucionando

Movilizaciones
Columnistas /

Ciegos, sordos y desnudos…

Donald Trump
Columnistas /

Una semana para el olvido

Mesa paz con legalidad
Columnistas /

La lucha por la mente de la gente

Cacerolazo en Bogotá
Columnistas /

Cacerolazos

Artículos relacionados

Presidente Duque ministra Theresa May
Columnistas

El problema es político, presidente Duque

Esa visión anti política se hizo visible sobre todo en dos momentos: en su liso discurso del 7 de agosto de 2018, y en su incapacidad actual para reconocer que el...

Lo más leído

1
Infraestructura /

La terquedad cerró la Troncal del Café

Seis meses ajustó la interrupción del tránsito por esta vía, que según un veterano y experto ingeniero...
2
Columnistas /

Los amigos que van partiendo…

. Esta semana que finaliza dos grandes amigos partieron: Fabio Callejas Ramírez y Gabriel González...
3
Columnistas /

Ciegos, sordos y desnudos…

Está ocurriendo aquí en Colombia y en el mundo, los están grabando, pero ellos no quieren enterarse…
4
Editorial /

Logros y deudas de la Gobernación y la Alcaldía de Medellín

La construcción y seguimiento a los planes de desarrollo a partir de indicadores cuantificables es...
5
Columnistas /

La lucha por la mente de la gente

El Gobierno debe convertir esta crisis en una oportunidad para asegurar la gobernabilidad del país y ganar...
6
Política /

El valor de lo nuestro

La futura primera dama de Medellín, Diana Osorio, ya tiene muy claro en su cabeza las ideas, propuestas y...