Malestar por demolición de sectores del Corredor Verde de la Oriental

Autor: Redacción
11 septiembre de 2019 - 04:49 PM

La construcción de las ecoestaciones de la Línea 2 de Metroplús, obliga la remodelación de la obra apenas un año después de su entrega.

Medellín, Antioquia

Para el ciudadano de a pie aún quedan preguntas, que merecen respuestas. ¿Si en el proyecto inicial del Corredor Verde de la Avenida Oriental estaba prevista la construcción de las ecoestaciones para la Línea 2 de Metroplús, como explican la Alcaldía y la Secretaría de Infraestructura Física de Medellín, por qué no se previó dejar libres esos espacios donde iban a quedar para no tener que tumbar lo hecho, pues la construcción de esos tramos también costó dinero y demolerlos otra platica más?

Interrogante que cobra mayor validez cuando se miran los tiempos, porque escasamente pasó un año desde la entrega oficial de ese Corredor Verde y el inicio de los trabajos de construcción de esas estaciones ecológicas. Es decir, se construyó el Corredor y en un abrir y cerrar de ojos se empezó a remodelar para hacer las ecoestaciones. Eso deja un mal sabor entre la gente, porque sienten que es un gasto inoficioso, que es una platica botada por falta de planeación. Como dice don Jesús Alberto, un adulto mayor que se resiste a dejar de caminar el Centro de Medellín: “A mí que no me digan que el proyecto de las estaciones apenas se hizo este año, una obra de esas está hecha hace mucho rato y la única respuesta para este despilfarro es que no hubo planeación. Es que la plata de los contribuyentes no duele”.

Otras personas, desde las redes sociales, esperan que se inicien investigaciones por supuesto detrimento patrimonial.

Lea: Juniniar y llegar al Parque de Bolívar volverá a ser un lujo

Lo cierto es que la construcción de los carriles exclusivos y las cinco ecoestaciones de Metroplús, que van desde la calle 33, sector San Diego, hasta Argentina (calle 57), ya está en marcha. Y no es que las personas estén en contra de esta obra, que apunta hacia la movilidad sostenible que tanto necesita la ciudad y especialmente el Centro, sino que deja dudas porque en la construcción del Corredor Verde se pudo evitar tener que volver a intervenir esos sectores que se sabía estaban destinados al nuevo proyecto.

El MUNDO le formuló estas inquietudes y dudas de la comunidad a la Secretaría de Infraestructura, pero no obtuvo respuestas.

Corredor Verde 

Colocar y ahora retirar bloques de cemento en zonas previamente diseñadas para otros fines también se pudo evitar.

 

Estaba planeado

El Corredor Verde de la Avenida Oriental, que va desde Los Huesos (calle 41) hasta el deprimido de Villanueva, con una extensión de 2.3 kilómetros, fue una obra concebida como parte del proyecto de urbanismo ambiental y movilidad sostenible para devolverle la vida al Centro de Medellín, con árboles y plantas que han contribuido a mejorar el paisaje, a proporcionarle más sombra, menor temperatura y nueva fauna. En ese tramo se sembraron 502 árboles y palmas, 61.138 plantas menores y se habilitaron más de 9.000 m2 de jardín.
 
Pero apenas unos meses después de entregado oficialmente, se iniciaron los trabajos para la construcción de las cinco ecoestaciones y el carril exclusivo que tendrá el sistema Metroplús en esta céntrica avenida, lo que ha generado polémica y susceptibilidad entre muchos ciudadanos que consideran que no hubo previsión para evitar lo que consideran “derroche” de los recursos públicos.
 
“Desde que se inició el diseño del proyecto del Corredor Verde siempre concebimos los espacios para las ecoestaciones, que además se mantendrán en armonía con la naturaleza y el medio ambiente porque van a tener plantas en sus techos, la flora de esos sectores sólo va a ser retirada mientras el proceso constructivo y una vez terminados los trabajos se hará una resiembra para que cada una de ellas tenga más de 700 nuevas plantas”, explicó la secretaria de Infraestructura Física de Medellín, Paula Andrea Palacio Salazar.
 
Hecho que ratifico el alcalde Federico Gutiérrez: “Desde antes del Corredor Verde estaba planeado lo que tiene que ver con las ecoestaciones, que también son espacios que respetan la naturaleza y el medio ambiente”, dijo destacando que “por allí justamente circularán buses cien por ciento eléctricos”, con lo que se busca fortalecer el sistema de transporte público, cada vez más limpio y sostenible, en bien de la calidad del aire y el mayor bienestar de los ciudadanos.
 
La Línea 2 de Metroplús, que conecta la Avenida El Poblado desde la estación Industriales (calle 30) hasta el deprimido de la Avenida Oriental en la calle 58 (Echeverri), tendrá cinco paradas: Perpetuo Socorro, barrio Colón, San José (cruce con la calle Ayacucho y con transferencia al Tranvía), La Playa y Catedral.
 
Por ese carril exclusivo y las ecoestaciones rodarán los 64 nuevos buses eléctricos, logrando una altísima reducción en la emisión de gases y partículas contaminantes, pero también disminuyendo los tiempos de viaje y ofreciendo mayor seguridad para los usuarios.

 

No se afectará

El propósito de los trabajos que hoy están en ejecución, es que esas cinco nuevas ecoestaciones se integren al Corredor Verde de la Avenida Oriental, a partir de estructuras que contarán con el aprovechamiento de recursos naturales, materiales modulares sostenibles, iluminación natural del entorno y la siembra de 28 especies de plantas menores.

Es así como la arquitectura especial de estas ecoestaciones les permitirá asemejarse a un árbol, recolectar agua como sistema de riego para el mismo Corredor Verde y también mejorar las condiciones de ventilación y de seguridad de los usuarios.

“Las ecoestaciones tendrán pisos flotantes que permitirán que las plantas se conserven. Los árboles tendrán espacio por los techos y harán parte del urbanismo de las estaciones para ayudar a dar sombra y una sensación térmica de enfriamiento en su interior”, destacó Palacio Salazar.

Eso es lo más importante, insistió el alcalde, que “las nuevas ecoestaciones también tienen el componente ambiental y con ellas se refuerza el concepto de Corredor Verde en la Avenida Oriental”.

Además, apuntó, “estas ecoestaciones ocuparán menos del 10% del trayecto total del Corredor (es decir unos 200 metros entre las cinco estaciones) y tendrán el componente de los vehículos cero emisiones”, con lo que Medellín sigue apostando a convertirse en modelo de ciudad con movilidad sostenible.

“Yo sé que las obras son molestas, que generan incomodidad y caos, pero cuando las obras se terminan, las disfrutamos todos. Entonces la invitación es a que tengamos un poco de paciencia”, dijo el alcalde haciendo un llamado para que, cada vez más, todos pensemos en “usar más el transporte público”, especialmente cuando visitemos el Centro.

 

Árboles con estrés normal

Parque de Bolívar

En ese plan de recuperación del Centro, hace siete meses se inició una intervención integral del tradicional Parque de Bolívar, con la que se busca recuperar el espacio para la comunidad, para que ese vuelva a ser un lugar apetecido y visitado por propios y extraños. Y en ese propósito una de las prioridades es cuidar sus principales referentes, como son la estatua del libertador Simón Bolívar, la fuente de agua, la Catedral Metropolitana, y muy especialmente sus más antiguos habitantes, los gigantescos árboles que simbolizan la vida del céntrico escenario.
 
Ceiba, caucho, urapán, eucalipto, son algunas de las especies de árboles que enmarcan el tradicional Parque, pero desafortunadamente  hoy no ofrecen su mejor apariencia y eso también ha generado voces y miradas de preocupación.
 
“Pero no es que se estén muriendo, o que su condición deba causar preocupación. Es verdad que ahora esos árboles se ven con un grado de estrés, pero es un estrés normal que se genera por dos factores externos: el tema del clima, porque estamos pasando ahora por un fenómeno de altas temperaturas y pocas precipitaciones, y los mismos trabajos que allí se realizan y que generan polvo y suciedad. Pero todo va a cambiar. Cuando empiece la época de lluvias, inmediatamente se van a lavar las hojas, se va a recuperar el color verde y se va a activar todo el tema de florescencias. Y una vez terminen los trabajos que allí se realizan, con todas las zonas verdes de las jardineras y las nuevas plantas que se van a sembrar, el aspecto paisajístico será otro y la impresión visual será otra”, explicó Jaime Escobar, ingeniero forestal de la EDU, empresa que ejecuta los trabajos en el Parque.
 
“En este proyecto de modernización del Parque se tuvieron en cuenta todas las afectaciones que pudieran causarse a la flora y la fauna que allí coexisten. De hecho, el diseño planteado es muy favorable para el tema de la flora, y especialmente para los árboles, porque una de las cosas que se están haciendo es ampliar las zonas blandas alrededor de esos árboles, muchos de ellos de tamaño muy importante y que están en jardineras demasiado pequeñas”, explicó el ingeniero.
 
Aceptó que es normal que “durante la etapa constructiva los árboles se van a estresar”, pero también aclaró que “lo que se está haciendo es asegurándoles a futuro un mejor espacio para que ellos puedan desarrollar mejor sus raíces y puedan tener una mejor zona activa para ganar agua y humedad”, que a futuro les van a proporcionar una mejor vida.

Compartir Imprimir

Comentarios:

nicolas octavio
nicolas octavio
2019-09-17 10:49:51
Dónde están los entes de control que no se han pronunciado frente a ese detrimento patrimonial. Falló la Planeación y parece ser que nadie va a responder por ello. Que tristeza

Destacados

Aspirar a la Alcaldía de Medellín
Columnistas /

Indigencia semiótica: la campaña por la Alcaldía 2019

Carlos Fernando Galán
Columnistas /

Nueva manera de hacer política

Fray Montesinos
Columnistas /

Formar para la solidaridad

Sepelio de víctimas de Machuca
Columnistas /

Machuca

Monumento a Pablo Morillo
Columnistas /

Historia de Medellín a cuentagotas 20

Artículos relacionados

Centro de Medellin
Urbanismo

El Centro se transforma para todos

Con las obras ejecutadas y otras en proceso de terminación, la apuesta es recuperar el espacio público y generar comodidad para habitantes y visitantes del Barrio de...
Comercio informal
Urbanismo

En la batalla diaria del rebusque

Hasta el 20 de enero era el plazo para que más de 200 vendedores del Mercado de las Pulgas desalojaran los bajos del viaducto del Metro, un sector que hace parte del...
Catedral Metropolitana de Medellin
Urbanismo

La desdicha humana que acecha a la Catedral

La Basílica Metropolitana no escapa a las consecuencias del deterioro y la degradación humana que afectan todo el sector de Villanueva, en el Centro de Medellín.

Lo más leído

1
Columnistas /

La disputa por la Alcaldía

Daniel Quintero se presenta como un candidato sin partidos y sin jefes políticos, lo que le otorga...
2
Columnistas /

Formar para la solidaridad

Nuestros jóvenes gritan y hay un país que no los escucha, pero, ¿cómo solidarizarse si no entendemos el...
3
Política /

La nueva agenda de Aníbal

El aspirante a la Gobernación de Antioquia, Aníbal Gaviria, plantea en su programa de gobierno una nueva...
4
Columnistas /

Los acontecimientos públicos sin crítica

¿Por qué son idénticos los métodos terroristas supuestamente izquierdistas utilizados en Bogotá y...
5
Columnistas /

En nuestras manos está la democracia o la dictadura

Tenemos que votar bien y ser conscientes de que la propaganda de la extrema izquierda apunta a desacreditar...
6
Columnistas /

Historia de Medellín a cuentagotas 20

Morillo envía a Francisco Warleta, al mando de unas divisiones del ejército, para recuperar Antioquia. A...