La ciudad simple

Autor: Sergio Roldán Gutiérrez
21 mayo de 2019 - 09:04 PM

Ahora resulta que hay reglas para bailar, entonces la gente no baila porque no sabe. Hay reglas para pintar, entonces tampoco la gente pinta disque porque no lo saben hacer

Medellín

Sergio Roldán Gutiérrez

 

Qué habrá más delicioso que caminar desprevenido por las calles de una ciudad, sin miedo a nada; a los carros, a los ladrones. Caminar mirando los edificios, mirando las caras de las personas, los oficios urbanos, los equipamientos. Es posible que recorrer las ciudades en bicicleta sea mejor que todo, la brisa en la cara, sentirse libre sin ningún riesgo. En nuestras ciudades es un oficio altamente peligroso moverse fuera de un vehículo motorizado, un poco menos moverse al interior de uno, en ambos casos la sensación es negativa en temas de seguridad.

Gallup Colombia entrego un informe la semana pasada donde hace un recuento de las percepciones en algunos temas que van desde el análisis de la gestión de los gobernantes hasta medir asuntos como la inseguridad. Lo interesante de este informe es que hace mediciones desde febrero de1994 hasta mayo 2019. Volviendo al tema; la inseguridad en esa franja de tiempo de 25 años, siempre ha estado en rojo, hoy está en un poco más de 70% de percepción negativa. Eso sin contar que el 72% del país piensa que las cosas van por mal camino.

Lea también: Esa costumbre tan de nosotros de juzgar el todo por la parte

Realmente, debería ser más simple esto de generar percepciones positivas en la ciudad, pero es que ya estamos metidos en un modelo tan riguroso que complicar lo simple es la vía. Ahora resulta que hay reglas para bailar, entonces la gente no baila porque no sabe. Hay reglas para pintar, entonces tampoco la gente pinta disque porque no lo saben hacer. Es claro que la expresión artística cada vez más será menos con tantas condiciones, esto también implicará menos sensibilidad, mayor juicio. En las ciudades pasa lo mismo.

En estos 10 años recorriendo ciudades de todo tipo en todo el mundo, me he encontrado que, en la mayoría, las ciclovías están al lado de los autos, en un carril diferenciado para los ciclistas urbanos, pero resulta ser que justamente tomar caminos cortos que eviten seguir los trazos de las autopistas es lo que hace interesante transportarse en bicicleta. En teoría primero se deberían hacer ejercicios de urbanismo táctico para saber las direcciones de los caminos que usarían los que montan las bicis. Este tipo de intervención es temporal, no es que pongo materas y pinto de colores y ya transformé el territorio, es una insinuación a la población del sector para pilotear lo que sería una intervención definitiva de acuerdo con la necesidad del habitante, es resaltar un proceso urbano para pasar, por ejemplo, de una vialidad motorizada a una no motorizada. En teoría también se deberían sembrar árboles si ya está definido el lugar de la ciclorruta, claramente estarán grandes y frondosos para el momento de la obra y serán de gran ayuda para motivar el uso, la sombra también reduce la sensación térmica, y ayudaría a que algún indeciso deje en su casa el auto y empiece a montar en un monopatín, en una bicicleta. Ahora resulta que el indicador es aumentar los kilómetros de ciclovías, pero de la nada y complicándole seriamente la movilidad a todos, con el pálpito del gobernante como único argumento técnico. Pero si queremos caminar, tampoco es que esté muy bien organizado todo, cada vez más vemos las marcas en el césped de los transeúntes y las esquinas ocupadas por vendedores ambulantes, puesto que los que construyen estas aceras o veredas, no es que caminen de a mucho, y entonces ni el ciudadano con movilidad reducida, ni el peatón, ni el que usa otro medio de movilidad no motorizada, se identifican con el camino que les hicieron ( es la manera despectiva de entregar este tipo de obras: “ les hicimos …” indicando que no están en ese grupo social que camina)

Lo invitamos a leer: Urbanismo; ciudades modelo vs modelo de ciudades

La ciudad simple respeta y tolera, llegar a ella no es tan simple, pero tiene que ser el horizonte. No puede ser que los carros no respeten a las bicicletas, que las bicicletas no respeten a los peatones, en fin, una cadena de irrespetos que hacen tan complicado que las ciudades se muevan bien. Tres recomendaciones respetuosas; i) para que el futuro sea próspero y nos movamos mejor, hay que bajar a los niños de los autos, de los transportes escolares y propiciar otro tipo de trasporte. Caminar, andar en bicicleta ayudaría muchísimo. ii) ampliar las aceras o las veredas tan grande como se pueda para que ciclistas y peatones convivan en ella, se necesitaran reglas para evitar accidentes, pero hay que empezar ya a generar esta integración. iii) ¿Cuánto tiempo puede un ser humano durar vivo sin comer? Dicen que no más de un mes. ¿Cuánto tiempo puede durar vivo sin agua? Dicen que con dificultad llegaría a la semana. ¿Cuánto sin aire? Dicen que es cuestión de minutos. ¿Sabían que nos estamos quedando sin aire? Hay que bajarse del carro a todo precio. Estos gobiernos convenientes y pusilánimes no tomarán medidas que les quiten popularidad, no cederán ni un solo “like” por decidir a favor de la mayoría y en contra de sus intereses, así que nos tocó a nosotros actuar. Eso es #CiudadaníaAntesQueCiudad. Eso es una ciudad simple; mayor prevención, menor reacción.

 

Compartir Imprimir

Comentarios:

Luz Adiela
Luz Adiela
2019-05-22 09:09:46
Muy interesante todo... buenas ideas, varios errores ortográficos, tildes, espacios, etc. DiZque...

Destacados

Padre Francisco de Roux
Columnistas /

Francisco de Roux quiere reunirse con la prensa

inmanuel Kant
Columnistas /

Danzando con Lobo

Mette Friedekseln
Columnistas /

Al Emperador no se le habla así

Paloma Valencia
Columnistas /

Humor ad hominem

Vladimir Putin
Columnistas /

Vladimir Putin, el autócrata eslavo

Artículos relacionados

Confianza mató a control
Columnistas

Confianza mató a control

Es mejor, mucho más eficiente y con mayores réditos en cuanto a percepción se refiere, generar confianza que generar controles

Lo más leído

1
Columnistas /

Danzando con Lobo

Personas como Álvaro Lobo, la épica de su silenciosa actividad y el impacto profundo que logran con...
2
Columnistas /

Francisco de Roux quiere reunirse con la prensa

La Comisión de la Verdad del jesuita Francisco de Roux trabaja pues para alcanzar un objetivo ambicioso:...
3
Columnistas /

Humor ad hominem

La libertad de prensa y de expresión no pueden ser el escondite de los que violan derechos de los niños y...
4
Columnistas /

Educación anclada en la edad media

La metodología restrictiva de la educación que todavía se emplea en los salones de clase proviene...
5
Política /

Braulio Espinosa no está inhabilitado

Expertos juristas desvirtúan temerarias denuncias contra este candidato favorito para ganar la Alcaldía...
6
Territorio /

Campesinos de Antioquia han levantado más de 2.300 hectáreas de coca

Los recolectores, llamados también “raspachines”, trabajan dos días a la semana en acciones de...